Banner
¿Qué es el social selling?

¿Qué es el social selling?

El Social Selling es vender y aprovechar el acto de la venta para hacer amigos. Mejor dicho, clientes.

Más académicamente, se puede definir en consecuencia el Social Selling como “el proceso de desarrollar relaciones como parte del proceso de ventas”. ¿Cómo llevar a cabo dicha acción? Pues a día de hoy, se realiza a través de las redes sociales más populares, tales como Linkedin, Instagram, Facebook o Twitter, por citar algunas.

Las técnicas más utilizadas de Social Selling, que se pueden traducir como venta social, pasan por acciones del tipo de:

  • Compartir contenido que pueda ser relevante para tus clientes.
  • Interactuar a través de las redes sociales con los clientes.
  • Generar una potente marca social.
  • Realizar acciones que comprendan la escucha activa.

El Social Selling está en estos momentos en la cresta de la ola. Su popularidad aumenta continuamente de forma gradual. Su éxito se basa sobre todo en las ventas entre empresas y para las ventas en campos tan singulares como la vivienda y los inmuebles en general, la venta de automóviles y los servicios de asesoramiento financiero.

En los tres casos, los clientes cuentan con una importante cantidad de dinero que quieren cambiar por determinados bienes o servicios. Así que es un buen momento para empezar una relación que vaya mucho más allá que un simple apretón de manos.

Conseguir más clientes

Queda entonces meridianamente claro que el Social Selling es la utilización de los medios sociales para relacionarse, crear marca (branding), obtener leads y datos y, en definitiva, aumentar la cartera de clientes.

Hay que tener en cuenta que esta técnica del Social Selling no busca la venta por la venta. Por contra, trata de seducir al cliente potencial. Y su éxito radica en que gracias a estas acciones, tus productos y servicios son elegidos por estos mismos clientes.

Lo que se necesita es desarrollar una serie de tácticas adecuadas de branding, de comunicación y de marketing de contenidos. Estas técnicas te permitirán generar de forma cíclica una serie de contenidos que sean relevantes para la clientela de forma que el interés se mantiene constante.

La clave del Social Selling radica en un dato fundamental. Según datos de Mckensey los equipos de ventas que llevan a cabo acciones de Social Selling consiguen aumentar su ratio de ventas en un 20-25%.

A la hora de descomponerlo, así es como funciona el Social Selling:

  • Se enfoca en generar conversaciones y participación a lo largo del proceso de ventas.
  • Los miembros del equipo de ventas participan en las redes sociales y gracias a que comparten contenido relevante, generan relaciones a lo largo del tiempo.
  • En pocas palabras, el Social Selling es el proceso de usar herramientas como Facebook, Twitter y LinkedIn para:
    • Crear relaciones.
    • Definir tu reputación.
    • Ganar visibilidad entre su mercado objetivo.
    • Entregar valor a su mercado objetivo.
    • Establecer la credibilidad.
Equipo BLOG Grupo Cajamar

Gestión contenidos del blog.