Banner
Una TPV en el bolsillo

Un TPV en el bolsillo

El dinero siempre se ha llevado en el bolsillo. Y, ahora, con la irrupción de las nuevas tecnologías, y aunque sea de forma virtual, tampoco va a salir de este mismo lugar.

De igual forma que hasta ahora, nos echaremos la mano al bolsillo para pagar nuestras compras en el supermercado, las entradas de la sesión de cine o las consumiciones en la cafetería.

La diferencia es que en vez de sacar la cartera sacaremos el teléfono móvil, que se ha convertido en la última posibilidad para pagar nuestras cuentas. Son las TPV móviles.
En efecto, convertir un móvil en una TPV, es una realidad al alcance del pequeño y gran comercio. Los pagos en móvil están evolucionando a gran velocidad en poco tiempo. En 2013, el 80% de los pagos se realizaba en efectivo. Sin embargo el aumento en el uso de los nuevos dispositivos móviles han convertido a esta fórmula de pago en una de las que ofrece un mayor potencial de crecimiento.

Convertir un móvil en un TPV

Ante esta nueva realidad, las compañías administradoras de medios de pago se están afanando por lanzar nuevas herramientas que permitan cobrar y realizar pagos a través del móvil con seguridad.

De hecho, en los últimos tiempos se han lanzado varios productos al mercado que permiten convertir un terminal móvil en una TPV capaz de realizar cobros con tarjeta.
Se llama TPV móvil. Y es una solución de última generación que permite a cualquier empresa o autónomo procesar operaciones de medios de pago: ventas, devoluciones…, como si de un TPV normal se tratara.
El TPV móvil consta de un lector de tarjetas que se conecta al smartphone mediante bluetooth y la aplicación mPos (mobile point of sale, en inglés) de Redsys, la cual se puede descargar en todos los teléfonos móviles con sistema operativo Android, Apple o Windows.

Ventajas de las TPVs móviles

Esta forma de operar tiene una serie de ventajas considerable:

  • Tienes un TPV en cualquier lugar.
  • Es una aplicación gratuita.
  • Ni tú ni tus clientes tendréis que disponer de dinero en efectivo.
  • Fácil y sencillo de instalar y usar.

También hay más ventajas, por ejemplo, para los comercios:

  • Se llega a entornos donde no se ofrece el pago con tarjeta.
  • Es una solución sencilla y económica:
    • Solución asequible y flexible sin costes adicionales.
    • Autoinstalable.
    • Seguridad similar a la de un TPV tradicional.
    • Uso de terminales multifuncionales (Smartphone y tablets), de fácil manejo.
  • Permite nuevas formas de relación con el cliente:
    • Posibilita nuevas fórmulas de relación con el cliente, dentro de la tienda.
    • Reduce el tiempo de espera en caja.
    • Facilita el cobro en cualquier lugar donde se produzca la venta.

App vía bluetooth

Es importante, también, tener claro todo lo que concierne al dispositivo desde el que vas a trabajar. Se trata del TPV con PIN-PAD inalámbrico, que convierte cualquier terminal smartphone, tablet o teléfono móvil en una solución EMV certificada, sin necesidad de realizar certificaciones adicionales.

Esta solución está certificada por Sermepa para realizar pagos seguros EMV y de banda magnética, a través de la plataforma TPV-PC de Sermepa.

Entre otras funcionalidades, el usuario podrá:

  1. Consultar las operaciones realizadas. Además, puede especificar filtros variados: búsqueda por mes, por semana, o entre dos fechas seleccionadas.
  2. Visualizar los tickets en pdf.
  3. Realizar pagos tanto en la moneda local como en moneda extranjera, además de devoluciones.

La app que debes descargar e instalar se denomina mPOS y está realizada por Redsys. Con ella, puedes realizar cobros seguros mediante el uso de un smartphone, cumpliendo con todos los estándares de seguridad (PCI-DSS, etc).

Para el correcto funcionamiento de la app es necesario que el terminal (teléfono o tablet) tenga activado el bluetooth y disponga de conexión a internet.

Para su instalación, el usuario deberá descargarse la aplicación «TPV» en el market asociado a su sistema operativo y conectarlo vía bluetooth al dispositivo de pago. Hay que tener en cuenta que la operación de pago necesita de tres pasos:

  1. Introducir el importe a cobrar.
  2. Indicar cómo quiere recibir el ticket el cliente: sms o email.
  3. El cliente introduce su tarjeta, teclea el pin y pulsa OK.
Equipo BLOG Grupo Cajamar

Gestión contenidos del blog.